viernes, 5 de julio de 2019

DESTRUCCÓN DE HABITATS. Sierra de Fonfría

En la comarca del Jiloca (Teruel) existe una zona por la que me encanta pasear. La sierra de Fonfría.
En esta sierra se encuentra el LIC de los lagunazos de Fonfría, que forma parte del plan natura 2000.
Algunas de estas lagunas son de origen natural y otras antropomórficas, aunque antiquísimas. Y desde la antigüedad han sido utilizadas por la ganadería. Constituyendo  a su vez, un hábitat ideal para la flora y fauna de la zona.
En ellas crían especies de anfibios como el sapo común, sapo corredor, sapo de espuelas, sapo partero, sapillo moteado, rana común y la poco abundante en Aragón Ranita de san antonio.
Ranita de san antonio
Sapo partero
En cuanto a los reptiles, también conviven en las cercanías, la culebra de collar, culebra viperina, culebra de escalera, culebra bastarda, las escasísimas culebra lisa europea y víbora hocicuda, la lagartija colilarga, lagartija parda y el lagarto ocelado.
Culebra de collar
Siempre que paseas por las innumerables pistas que recorren la sierra es fácil toparse con alguno de estos seres. Y al atardecer no son pocos los mamíferos que deambulan por estos mismos caminos.
Zierzo avistando un lagarto
Pues bien. No puedo expresar cual fué mi sorpresa(y no precisamente por agradable) este año, cuando al ir a visitar dos de estas balsas me encontré con la barbarie que se está cometiendo en ellas.
En las dos siguientes fotografías veréis el formidable aspecto que lucían hasta el año pasado.

Y ahora el aspecto que presentan en la actualidad. Teniendo en cuenta que las fotos están hechas desde la orilla contraria.
Han arrasado totalmente el terreno unos cientos de metros alrededor, eliminando cualquier relieve, vegetación arbustiva o arbol que se cruzara en el camino de la pesada maquinaria de infamia.
Parece que han canalizado la balsa mas grande para que aumente su capacidad. Pero lo peor es que la balsa mas pequeña, ha sido directamente eliminada. Ya no existe. La primera foto está hecha sobre el espacio que antes ocupaba esta.
En estas balsas había una muy buena población de anfibios. Entre los meses de mayo y junio, el estruendoso canto de las decenas de ranitas de san antonio era audible desde la distancia.
Sin embargo esa noche, el silencio solo era roto de vez en cuando por alguna Rana perezi, mucho mas adaptable a estos cambios.
Creo que el idilio de la Hyla molleri con esta balsa se ha acabado. Y ya no volverá a poblar las verdes orillas que la rodeaban. Ahora la tierra inerte y el asfalto se apoderarán de estas , sin piedad alguna.
Un día mas tarde, me enteré de que las obras se deben a la creación de un parque eólico. ¿De verdad no se podía haber hecho causando menor impacto?
Después de observar semejante despropósito ,me adentre un poco mas por la sierra recorriendo un camino antes estrecho, que ahora habían ensanchado colosalmente para el paso de camiones. Se ve que ahora pueden cruzarse varios camiones a la vez. Ni que fuera una autopista. Andando por esta, unas bases circulares emergían de vez en cuando en el suelo. Que como ya sospechaba, será donde luego anclarán los aerogeneradores. No hablemos de las aves de la zona....
Como no quería irme con una imagen tan triste, llegué hasta una escondida laguna que por suerte aún seguía impoluta. Que respiro. En ella los cantos de la ranita, todavía infundían algo de color en esta oscuridad. Y los renacuajos de sapo de espuelas agitaban sus colas y se escabullían al detectar la presencia del invasor humano.
Lagunazo aislado y en buen estado
Hyla molleri en este lagunazo
Es triste encontrarse así, un lugar por el que has caminado tantísimas veces. Y en el que has disfrutado y con el que te has maravillado siempre, respetando la naturaleza que te rodea.
Tan solo quería expresar de alguna manera la pena que sentí ese día de principios de Junio.
UN SALUDAZO A TODOS!!!!!!!  Y HASTA LA PRÓXIMA



jueves, 16 de mayo de 2019

PRIMERAS SALIDAS

Llegó la hora de comentaros como van las primeras salidas bicheras.
En la anterior entrada, ya visteis que habíamos hecho algún rescate en la sierra de Alcubierre. Pues bien. Unas semanas después, aprovechando el inicio de la primavera, nos juntamos Quico, Carlos , Dan y yo para ver que tal iba la población de Hyla mollleri por esas mismas tierras. Había llovido esa semana y ya las había oído cantar unos días antes. Así que teníamos la esperanza de poder observarlas. La noche era algo ventosa pero el viento se relajaba un poco esa tarde. Así que había que aprovechar esta ventana de cierzo suave. Así son las tierras del Ebro je,je.
Cuando nos acercamos a la balsa comenzamos a escuchar su inconfundible canto y todos sonreimos. Sobre todo Dan, para el que iba a ser su primer encuentro con la ranita de san antonio. Como la gozamos. Os dejo unas fotos.
Foto cedida por Dan Blaj
Foto de Dan Blaj
Foto de Dan Blaj
Foto de Dan Blaj
Habría una docena de machos cantando, pero de momento no nos percatamos de la presencia de ninguna hembra. Aunque ellos, allí estaban dándolo todo.
Esa misma tarde, ya habíamos rescatado a esta voluminosa hembra de Bufo spinosus de un aljibe.

Al llegar a casa creo que todos nos echamos a la cama bien contentos.
Hasta ahora, mis salidas al campo han sido un poco desastrosas en lo que a herpetos se refiere. La verdad es que o ha hecho frío o mucho viento.
En mis paseos por los alrededores de valdespartera en Zaragoza solo he visto alguna que otra lagartija colilarga, y ni rastro de colirojas, pardas y cenicientas. Sí pude fotografiar a esta preciosa Coronella girondica.
Y en varias jornadas por Alquezar (Huesca) tan solo me topé con algún sapo común, varios lagartos ocelados y un eslizón tridáctilo.
juvenil de lagarto ocelado
Ahora comienza la mejor época para la observación de reptiles. En entradas venideras os lo iré mostrando .   Así que un saludazo y hasta la próxima.

jueves, 21 de marzo de 2019

Imágenes del 2018

Hola de nuevo.
Antes de empezar con las entradas de este año, me gustaría repasar algunas de las fotos de el año 2018.
El año pasado, nos brindó una primavera bastante lluviosa .Lo cual sirvió para que los anfibios mostrasen una alta actividad. En concreto, en la comarca del jiloca observé ranita de san antonio en lugares donde nunca las había visto. Otros años tenía que ir a Fonfria para verlas. Pero la pasada temporada abundaban en lugares como Olalla, Cutanda y Collados. Este último a escasos kilómetros de Valverde, mi pueblo. Os dejo unas fotos que tomé de estos simpáticos anuros.
Valverde.   Al fondo, sierra de collados
Me impresionó la gran cantidad de anfibios que observé en todas mis salidas nocturnas, incluyendo sapos comunes, rana perezi, sapo corredor, sapillo moteado y sapo partero. Lástima no poder incluir todavía al sapillo pintojo en mis observaciones.
En 2018 como no podía ser de otra manera, también realizamos incontables rescates, acompañados de unos cuantos locos como nosotros. Gracias a todos por vuestra compañia.
Aquí van unas foticas.
Liberación de anfibios rescatados
Lagartija cenicienta
servidor, al rescate
Alguna foto de los pirineos tampoco puede faltar.
Lagarto verde
Víbora aspid
Lución
La temporada 2019  seguiremos disfrutando de este paraiso faunístico que nos rodea y que está oculto para la mirada de muchos.
Por ahora hemos hecho una salida por los montes de Alcubierre, en busca de aljibes e iniciado nuestros primeros rescates.
OS IREMOS CONTANDO
Zierzo.   Mi fiel compañero de rutas
UN SALUDAZO

domingo, 12 de agosto de 2018

TRANQUILOS. SEGUIRÉ CON EL BLOG

No os pongáis nerviosos ja,ja.
Tan solo quiero haceros saber, que no estoy haciendo entradas nuevas porque llevamos tiempo sin ordenador . Y hasta que no nos instalemos en la casa nueva ,seguiré así. Ala pues. Ya os habéis enterado que me he comprado piso nuevo jeje.
En serio, cuando pueda iré haciendo alguna entrada. Además estoy acumulando mucho material para enseñar. Nosotros seguimos a tope con los rescates de bichos y realizando excursiones por el monte.
Un saludazo y hasta la próxima entrada.

martes, 1 de mayo de 2018

Inicio de temporada bichera

Bichosaragon vuelve otro año más , para compartir con vosotros nuestras jornadas de campeo.
Por ahora solo hemos podido sacar tiempo para hacer dos salidas.
La primera de ellas fué el 11 de marzo y conté con la compañía de Juako y Vanesa, que se animaron a acercarse por la noche a las balsas de Alcubierre que solemos observar todos los años. Estas balsas conservan una buena población anfibia.
Dando una vuelta a las dos balsas mas cercanas llegamos a contar 79 sapos comunes , 4 sapos de espuelas , 2 sapillos moteados y 11 ranas comunes.  Además de encontrarnos con un sapo corredor en el camino.     Os dejo algunas fotos.
SAPILLOS MOTEADOS
SAPOS DE ESPUELAS
Ahora una información reciente. Para el que aún no lo sepa, se han descrito dos nuevas especies de sapillo moteado. Pelodytes atlanticus y Pelodytes hespericus.  De esta forma, ahora tendríamos a Peludytes ibericus en el sur peninsular,  Pelodytes punctatus en Cataluña y Francia,  Pelodytes atlanticus en la costa Portuguesa , y  Pelodytes hespericus en el norte y centro de la península.
Así que los ejemplares de estas fotos, que antes serían punctatus, ahora son hespericus.  Que jaleo!!!!
Esa noche pudimos observar multitud de amplexus de sapos comunes. Que eran los que se mostraban mas activos y apenas se escuchaban cantos de ninguna especie. Las bajas temperaturas no acompañaban y además soplaba algo de aire. Meteoro que no gusta mucho a los anfibios.
Para la segunda salida no nos alejamos mucho de la zona, ya que decidimos ir unos pocos kilometros al norte de Alcubierre. Buscando un lugar donde Miguel Angel de ANSAR ARAGON había localizado a la preciosa ranita de san antonio. Hyla molleri en los monegros!!!!! Con las ganas que teníamos de encontrarlas por esta zona que a todo el mundo le suena a desierto. Así que al atardecer del día 8 de abril, salimos mi hermano Quico y yo de Zaragoza a probar suerte, siguiendo las indicaciones de Miguel Angel.
Balsa.     Hábitat de la ranita de san antonio
Dejamos el coche y nos comimos un bocadillo ,dando tiempo a que anocheciera.
Estaríamos en el lugar correcto? Nuestras dudas se disiparon al comenzar a escuchar su potente e inconfundible canto. Y nos afanamos en buscar el origen de una de estas llamadas de reproducción.
Y por fin, después de varios años de busqueda infructuosa, la vimos.  A la ranita de san antonio de los monegros. Menudo subidón. La hermosa Hyla molleri estaba ahí frente a nosotros.
Hyla molleri
Nos quedamos un rato más en silencio, esperando escuchar mas coros. Oyendose alguno más, a lo lejos. Pero decidimos poner fin a la jornada y comenzar la vuelta a casa. Que ya era tarde. De camino al coche nos pudimos percatar de que el canto predominante era el de los sapos corredores, cuyos machos se afanaban en ocupar cualquier charco existente dejado por las lluvias de esa semana.
Sapo corredor    Epidalea calamita
La temporada no a hecho mas que empezar . así que nos queda mucho por contar.
Además dentro de poco habrá que salir a rescatar a estos olvidados animalitos.
Os dejo unas fotos del útimo día de rescates del año pasado.
Quico y Zierzo localizando una culebra bastarda
Rescatada.   misión cumplida
UN SALUDAZO Y HASTA LA SIGUIENTE ENTRADA